viernes, 14 de agosto de 2015

La política esa





La política esa, la que solamente vive el político, y sus amiguetes, es una realidad, no hay que estudiar mucho para darse cuenta, sueldos astronómicos para ellos, miserables para los demás, a ti, a él, a aquella... también nos gusta la buena mesa y la buena cama, sin embargo ellos se las reservan desde el poder que se han otorgado, ellos poseedores de la “justicia” han blindado a su persona para que quede inmune de cualquier transgresión que cometa, por una gallina vas a la cárcel y por robar millones ni siquiera te condenan, hacen, deshacen, vuelven a hacer... hinchan presupuestos para aumentarse el sueldo avaramente, TVE, la ponen y disponen a su servicio, servidores del clan en vez de periodistas profesionales la hacen funcionar, rayando lo mafioso si no lo es, mentiras, fábulas, tejemanejes... Solo vive el político, nos movemos dentro de un bucle corrupto como nunca, los “demócratas” están explotando al resto con la insignia de la mismísima democracia, no se puede ser más hipócrita, es tan perfecta la trama que parecen uno sólo, todos se aprenden las mismas respuestas. El galillo lo tienen fino, se gastan en una comida lo mismo que ofrecen a una familia para vivir todo un mes, no, no soñamos, un contrato de dos horas lo cuentan como trabajo digno, parece que estamos en el país de las maravillas cuando los oyes hablar. He llegado a la conclusión que el ser humano no tiene pudor, ni para pedir, ni para robar, el pueblo pide, el “político” roba, el pueblo no tiene sensación de pedigüeño y por supuesto el político no tiene sensación de ladrón también de libertad.

A.Hinarejos

13-08-15

No hay comentarios: